Nuevo Sistema

Mundial de Hándicap

Nuevo sistema mundial de hándicap

El nuevo sistema de hándicap se iba a implantar el 1 de enero pero la complejidad técnica que conlleva, sobre todo a nivel informático, está haciendo que su entrada en vigor se esté retrasando más de lo esperado. Tanto el R&A como la USGA, promotores del Sistema Mundial de Hándicaps, han establecido todo el año 2020 como el año para empezar con el sistema. Veremos si finalmente es así dada la coyuntura global que estamos sufriendo a todos los niveles.

VÍDEO EXPLICATIVO SOBRE EL NUEVO SISTEMA MUNDIAL DE HANDICAP

 

Gracias a la RFEG y a Ten Golf, os traemos una entrevista que se realizó a Eduardo Bergé, vocal del Comité de Campos y Hándicap de la RFEG y experto en el nuevo sistema mundial de hándicap, que explica en qué consistirá este nuevo método:

 

– ¿De qué manera van a afectar los cambios al jugador en su día a día de torneos? 

De ninguna. El jugador no tiene que hacer nada nuevo, ni extraño. Recibirá su tarjeta como siempre con su hándicap, registrará su resultado por cada hoyo, firmará y entregará su tarjeta y el sistema informático de la Federación será el encargado de procesar sus resultado y determinar su hándicap actualizado según los nuevos cálculos. Nada cambia en la manera de afrontar y disputar los torneos o las vueltas fuera de competición que se registren.

– ¿Cómo se calcula el nuevo hándicap mundial?

Aquí está el meollo de la cuestión. El cambio es importante y afecta a todo el mundo. El objetivo de esta revolución es, precisamente, en un mundo globalizado como el que vivimos, seamos de donde seamos, Estados Unidos, Australia, África o Europa, tengamos el mismo sistema de medición del hándicap.

El vigente sistema está basado en incrementos, partiendo del hándicap actual del jugador se suma o resta un valor en función del resultado, para el jugador es bastante sencillo de calcular. Sin embargo, el principal cambio ahora es que el hándicap de cada golfista quedará establecido por la media resultante de sus ocho mejores vueltas de las últimas veinte disputadas. Es decir, no será ya un hándicap creciente o decreciente, sino promedio. Por eso será más difícil de calcular para el jugador al terminar su ronda, ya que deberá tener en la cabeza sus últimas veinte vueltas, las ocho mejores, incluyendo o no la que acaba de hacer, y después realizar la media.

Con este nuevo sistema pueden darse circunstancias curiosas. Por ejemplo, un golfista que haya hecho más de 36 puntos y suba el hándicap y viceversa, un jugador que a lo mejor ha hecho 34 puntos y le baja. Al ser un promedio esto puede ocurrir, aunque obviamente no será lo habitual. Si juega bien y el hándicap le sube, no se asuste, puede pasar. ¿Por qué? Porque al contar las ocho mejores de las últimas veinte, puede ser que su mejor vuelta, por ejemplo una de 40 puntos, fuera precisamente la veinte y al jugar una más desaparece de su cálculo y le sube el promedio… Como decimos, también puede ocurrir al contrario.

– ¿Cuándo voy a saber exactamente mi nuevo hándicap?

Al día siguiente del torneo estará publicado en la página web oficial de la Federación con todas las explicaciones precisas. Sabrá por qué tiene exactamente ese hándicap y todos los elementos que influyen en su cálculo. Se recomienda, de hecho, que se descargue la APP de la Federación Española, si aún no lo ha hecho, o que la revise de vez en cuando para estar al día. En algún caso, la actualización del hándicap podría estar unas horas después del torneo, pero lo que es seguro es que se podrá consultar al día siguiente.

– El resultado máximo por hoyo que le va a contar a efectos del cálculo del hándicap será el doble bogey neto

Esto es importante. Aunque se apunte el resultado total de golpes realizado en un hoyo, el sistema, para el cálculo del hándicap, sólo recogerá como máximo el doble bogey neto. Es decir, si juega un par 5, tiene dos puntos en ese hoyo y hace un diez, aunque en la tarjeta figure diez,esulta el sistema recogerá para el hándicap un rdo de nueve. Tiene el mismo efecto que jugar Stableford. El sistema actual basa el resultado a efectos de hándicap en la puntuación Stableford y por tanto, aunque cambiemos la mecánica del ajuste, el efecto es el mismo. Al igual que con el sistema actual, lo que se busca es que un resultado muy alto puntual en un hoyo y que no es el reflejo del nivel de juego real del golfista altere el cálculo del hándicap del jugador. Por esta razón se limita. Las rayas en una tarjeta se contabilizarán igualmente como doble bogey neto.

– ¿Me va a cambiar el hándicap cuando entre en vigor el nuevo sistema?

Sí, definitivamente. Según las pruebas que ha estado realizando la Federación Española, en cuanto entre en vigor el nuevo sistema de cálculo, su hándicap va a cambiar ya que es muy difícil que ambos sistemas arrojen el mismo valor con una décima de precisión. Aquellos jugadores que tengan un hándicap que refleje su verdadero nivel de juego, tendrán un nuevo hándicap muy parecido al actual, sin embargo aquellos que no lo cumplen, si que verán que el nuevo hándicap se ajusta mejor a su nivel de juego. Eso es lo que se ha comprobado durante las simulaciones.

Los conceptos claves para entender el nuevo hándicap:

Resultado Bruto Ajustado: Es el resultado del jugador en su vuelta con el máximo de doble bogey neto por hoyo. Por eso es ajustado. Vea aquí un ejemplo.

También se puede calcular con el resultado stableford siguiendo esta fórmula:

Par del campo + hándicap de juego + 36 – el resultado obtenido. Así, un jugador de hándicap de juego 35 que ha hecho 28 puntos stableford, su Resultado Bruto Ajustado sería el siguiente: 72  + 35 + 36 – 28 =115.

– El nivel de juego:

Este es el hándicap que cumple el jugador en base al resultado obtenido (el resultado bruto ajustado) y es el concepto que se utilizará para calcular el promedio. Es el que quedará registrado en la Federación y se utilizará para calcular las ocho vueltas mejores de las últimas veinte.

¿Cómo se calcula el nivel de juego de un jugador en un ronda?

Con la siguiente fórmula matemática:

Resultado Bruto Ajustado menos el Valor de campo (valor que se concede a cada campo según su difiultad) menos el Ajuste Según Cómputo que mide la dificultad del día, todo ello multiplicado por la división de 113 (el slope de referencia que se utiliza para medir el resto de campos) entre el slope del recorrido.

Ejemplo para verlo más sencillo:

Un jugador de hándicap 10.3, entrega un Resultado Bruto Ajustado de 84 golpes jugando desde las barras amarillas de su campo que tienen una valoración de campo de 70.9 y un valor slope de 121. El ASC para ese día ha sido 0. ¿Cuál es el Nivel Jugado por este jugador?

Nivel de juego = 84 (Resultado Bruto Ajustado) – 70,9 (Valor de campo) – 0 (Condiciones de juego del torneo o del día) multiplicado por la división de 113 (slope de referencia) entre 121 (Valor Slope del Campo). Resultado final 12,2. Este es su nivel de juego ese día, es decir, peor que el hándicap con el que empezó el torneo (10,3). Ese resultado de 12,2 es el que se utilizará para medir su promedio y actualizar su hándicap.

– Resultado fuera de competición:

Este concepto igual no lo conocen muchos aficionados al golf. Un jugador puede presentar resultados fuera de competición. Ahora mismo está limitado a uno al mes con un máximo de seis año, pero cuando entre en vigor el Nuevo Hándicap Mundial se podrán hacer una al mes sin límite, o lo que es lo mismo, doce al año. El único requisito es avisar al club antes de salir a jugar de que quieres jugar una vuelta con un resultado que cuente, para que el club corrobore que está el campo en condiciones (no hay greenes pinchados o banderas fuera de green, por ejemplo) y jugar con alguien o marcador que firme tu resultado. Esta modalidad es muy útil para aquellos que no pueden jugar torneos o no les gusta o se ponen muy nerviosos.

– ¿Qué pasa si no tengo veinte vueltas contabilizadas?

Si uno no tiene 20 vueltas contabilizadas, ya sea porque no juega nunca torneo o vueltas fuera de competición (en la Federación Española están contabilizados los resultados desde 2008) o porque acaba de empezar, habrá una tabla que nos indique el número de resultados que tenemos que tomar para hacer el promedio. Por ejemplo, si el jugador tiene sólo 3 resultados en su ficha de actividad, se tomará el mejor resultado como su hándicap y se le hará un ajuste de -2; si por ejemplo tiene 15 resultados, el promedio será de los mejores 5 resultados. Cuando un jugador tiene pocas vueltas, el promedio puede variar mucho y eso hace que el hándicap sea mucho más volátil al principio. Una vez llegado a los 20 resultados el sistema no es tan volátil aunque sí reacciona mejor a los cambios de forma del jugador que el sistema actual. Si encadenas muchas vueltas malas o buenas, la variación de tu hándicap va a ser mayor que con el actual.

– Limitación de subida de hándicap:

Esta fórmula se ha creado contra aquellos ‘listos’ que pretenden subir hándicap de manera artificial. Es decir, es la principal traba para el conocido comúnmente como ‘emboscado’. El sistema calcula tu hándicap más bajo de los últimos doce meses. Si tu nivel de juego en una ronda es tres puntos superior a ese mejor hándicap anual, la subida se reduce al cincuenta por ciento.

Dos ejemplos concretos: Un jugador actualmente es hándicap 19.7 y su hándicap más bajo en los 12 meses anteriores (un año) es de 17.0 . Entrega un resultado muy malo y al hacer el cálculo del promedio de los ocho mejores resulados de los últimos veinte , sale  20.4 . Puesto que 20.4 está por encima de su hándicap más bajo de los últimos doce meses (17 .0) más tres puntos (17.0 + 3 = 20.0), lo que sube por encima de 20.0 se reduce a la mitad, acabando con un handicap de 20.2 .

Si un hándicap 12,5 juega un torneo, su mejor hándicap del año es 9,7 y tiene un nivel jugado en el torneo de 25,8, resulta que el promedio le subiría de 12,5 a 13,2. Este 13.2 está por encima del hándicap más bajo (9.7) más 3 puntos (9.7 + 3 = 12.7) En lugar de subir esas siete décimas, se limitaría a 0,25 (lo que pase de 12.7, se limita a la mitad, es decir las 5 décimas que hay entre 13.2 y 12.7, se reducen a la mitad, 0.25), por lo que sería 13.0, redondeando. Y en ningún caso puede subir cinco puntos más de su mejor hándicap de los últimos 12 meses.

– Ajustes por resultados extraordinarios:

Hay dos niveles de resultado extraordinario. El primero es tener un nivel jugado después de una vuelta de siete puntos menos del hándicap con el que empezaste a jugar. Es decir, partes con un hándicap de 11,4, haces la vuelta de tu vida y firmas un nivel jugado de 4. El otro nivel es diez puntos menos.

En el caso de siete, se le ajustaría el hándicap con un punto menos de lo que calcule el promedio. Si fueron diez puntos menos, se le bajan dos puntos

– Apreciación:

Los Comités de Competición de los clubes seguirán teniendo la posibilidad de ajustar el hándicap de los jugadores si tienen pruebas evidentes de que su hándicap no refleja su verdadero nivel, tanto hacia arriba como hacia abajo. Ese valor también se añadiría a la hoja de resultados del golfista a la hora de calcular su hándicap.

– ¿Qué pasa si no entrego el resultado o soy descalificado?

Se le aplicará un ajuste por penalización de +0,2 en todas las vueltas que se calculen para realizar el promedio, es decir las veinte últimas si las tuviera.

– Porcentaje competición individual

Este es otro detalle importante. En todas las competiciones se aplicará un pocentaje de competición individual para hacer más justa la competición entre hándicaps altos y bajos. El porcentaje queda establecido por el sistema de hándicap y provocará que los hándicaps más altos jueguen con un hándicap algo más bajo los torneos. Hay que pensar que la probabilidad de tener un resultado ganador en una competición (-7 por ejemplo) es mayor para un hándicap más alto que para uno bajo, aun teniendo ambos jugadores un hándicap que refleje su verdadero nivel de juego, por tanto parece justo reducir en competiciones stroke play o stableford (las que más se juegan en los clubes) los puntos recibidos a los hándicaps más altos.

– ¿Qué ocurre si jugamos una competición por parejas a mejor bola?

Siempre que el resultado de la pareja sea mejor de 42 puntos, las tarjetas individuales de los jugadores podrán contar para el hándicap. Eso sí, para que cuente uno de los jugadores o los dos, deben tener al menos nueve hoyos contabilizados. De ser así, el resto de hoyos que aparezcan vacíos se apuntarán de la siguiente manera: un punto y medio en cada hoyo a menos que el resultado de su compañero sea peor, en cuyo caso se rellenará con el resultado del compañero. Es obvio que en un Mejor Bola, no podemos darle al jugador más puntos de los que tenga anotados su pareja.

– Hándicap máximo de 54

Entre en vigor con el Nuevo Hándicap Mundial un hándicap máximo de 54. Hasta ahora la limitación máxima era de 36 y a partir de ahí y hasta 54 era para niños. Con el nuevo hándicap, los adultos también podrán partir o alcanzar esa cifra de 54. Desde la Federación, eso sí, se recomienda que en los torneos el hándicap de juego se limite a 30.

Estas son las líneas maestras del Nuevo Hándicap Mundial para todo aquel que quiera manejarlo y en cierto modo ser dueño de su destino. Para el resto, lo mejor que esté pendiente del área del jugador de la Federación España o se descargue la APP para que pueda seguir la evolución de sus resultados y la explicación precisa de su hándicap. Recuerden que el Nuevo Hándicap entrará en vigor en el primer trimestre de 2020.

FUENTE: Ten Golf